TRAS EL INCENDIO DE SU CASA, EL PADRE DEL POLICÍA DETENIDO ASEGURÓ QUE DEJARÁ LA VIVIENDA: “ES TRISTE”

Mientras la policía y la justicia avanzan en la investigación por el incendio de su vivienda Sergio Viñuela de 62 años, padre de uno de los agentes detenidos por el crimen del joven qom Josué Lago, declaró que piensa dejar su casa para “no tener más problemas”. Además, aseguró que cree en la inocencia de su hijo.

El incendio se produjo en una habitación, que funcionaba como depósito,  y se investiga si fue ocasionado intencionalmente por lo que esta mañana aún trabajan en el lugar y sus alrededor el personal del COE, agentes de la comisaría San Martín, un ayudante Fiscal y de Bomberos.

Preocupado y afligido por la situación, Viñuela contó cómo vivió la trágica situación de anoche, cuando el mismo sofocó las llamas con la ayuda de un vecino.  Comentó que, tras cenar y mirar televisión, se disponía a dormir cuando escuchó los gritos de alarma de su hija y su esposa: “Se quema la casa”.

Viñuela saltó de la cama y atinó junto a su otro hijo a correr el auto que estaba en el acceso a la vivienda, junto a la habitación que se prendía fuego. “Era un llama grande, hasta el techo. Después bajo y le empecé a tirar agua con un balde de 20 litros y la ayuda de un joven que vive en frente que trajo otros baldes, logramos apaciguar el fuego”.

Luego arribaron los bomberos, policías y una ambulancia que atendió a toda la familia. Viñuela recibió también la visita del intendente, Mauro Leiva, quien se solidarizó por lo ocurrido.

Si bien descartó haber recibido algún tipo de amenazas anteriormente, sostuvo que tiene “algo de miedo” y adelantó que piensa dejar la casa e ir a vivir a otra parte. “Voy a dejar esto, no quiero problemas. Soy un laburador y no quiero líos”, expresó emocionado Viñuela que cría gallinas y cosecha mamones con los que luego hace dulces para vender, entre otras actividades para subsistir.

“Es triste”

El hombre también se refirió a la situación de su hijo, uno de los policías detenidos por el asesinato de Lago el viernes pasado, y se mostró dolido.

Consultado sobre si cree que su hijo podría haber participado del crimen de Lago, Viñuela aseveró: “No, mi hijo se crió vendiendo leña nomás. Es triste porque él sabe cómo es la vida”.

Diariochaco//

A %d blogueros les gusta esto: