SÁENZ PEÑA: ATACAN A GOLPES A LA MADRE DE UN POLICÍA QUE DENUNCIÓ UNA FIESTA CLANDESTINA

Ocurrió en el barrio Ginés Benítez de Sáenz Peña en la madrugada del sábado. Hubo amenazas, golpes e insultos contra la familia del policía que denunció la fiesta clandestina.
El empleado policial con domicilio en el barrio Ginés Benítez de Sáenz Peña denunció la existencia de una fiesta clandestina ocurrida el fin de semana.
Luego de realizar la denuncia el policía fue agredido por sus vecinos, también atacaron a golpes a la madre del uniformado.
La mujer fue agredida cuando se dirigía a un kiosco, donde fue increpada por algunos de los asistentes a la fiesta.
Según la denuncia, realizada en la comisaría 4º de Sáenz Peña, se trató de una fiesta clandestina con asistencia de numerosas personas, quienes consumieron durante toda la noche bebidas alcohólicas con música a todo volumen.
La denuncia la realizaron cerca de las 3 de la madrugada del día sábado “cuando ya se volvió insoportable la música a todo volumen, el desorden, y los insultos y gritos hacia los vecinos que pidieron presencia policial”.
Al arribar la policía, los agentes solicitaron a los propietarios del lugar que bajaran la música ya que se encontraba muy fuerte, luego de eso se retiraron del lugar, pero haciendo caso omiso al aviso de la policía, la fiesta continuó.
Luego de uno minutos, la mujer observó que su vecino junto a menor de 14 años, comenzaron a arrojar elementos contundentes hacia su casa, los cuales impactaron en contra de su pared, techo y ventana, para luego escuchar una serie de insultos contra el empelado policial.
La fiesta continuó hasta cerca de las 8 de la mañana del domingo, cuando el efectivo policial vio que su madre recibió insultos de parte de estos vecinos que continuaban en la fiesta. Seguidamente enseguida escuchó gritos de socorro de parte de la mujer.
El policía acudió en su ayuda y encontró a su madre tirada en el suelo, observando que un joven le estaba propinando golpes a la mujer, según indica el parte policial.
Luego de este incidente, los vecinos volvieron a arrojar elementos contundentes hacia el domicilio e insultaban a toda su familia, incluso con amenaza de muerte.
El agente policial explicó que “no es la primera vez que suceden este tipo de hechos y comportamientos y que ya existen otras denuncias similares”.
El fiscal en turno dispuso que se notifique de las actuaciones al acusado y en relación al menor se dio intervención a la UPI, que dispuso la inmediata entrega del menor golpeador a sus progenitores.
Interviene en el caso la Fiscalía de Investigaciones Nº 3 a cargo del Dr. Marcelo Soto.
Diariochaco//
A %d blogueros les gusta esto: