CONMOCIÓN EN BOLIVIA POR LA BRUTAL AGRESIÓN A UN NIÑO DE 2 AÑOS

Habría sido golpeado con un palo y un cable mientras su madre estaba ausente trabajando. También fue agredida su hermana, de 13 años. Las presuntas autoras (la dueña de la vivienda donde alquila la familia y su sobrina) fueron detenidos.

Los hechos ocurrieron el 20 de noviembre, en el municipio boliviano de Warnes (región de Santa Cruz). El bebé de dos años habría sido brutalmente agredido por la sobrina de la dueña de la vivienda donde alquila la mamá de la víctima. Asimismo, la hermana del menor, una adolescente de 13 años, fue también violentada.

 

La agresión al menor habría sido porque días antes el niño dañó la funda del celular y una tarjeta del banco de la sobrina de la propietaria.

 

Según la investigación, el menor habría sido golpeado con un palo y un cable mientras su mamá se encontraba ausente trabajando. La hermana del bebé relató los hechos a su progenitora más tarde, afirmando que no sería la primera vez que ocurre la agresión y que un hecho similar había ocurrido días atrás. El 18 de noviembre la dueña del lugar habría ingresado al cuarto de los niños para golpearlos y romper objetos acusándolos de ladrones.

 

El examen médico emitido por el Instituto de Investigaciones Forenses (IDIF) indicó que el niño de 2 años tiene 15 días de impedimento legal y la adolescente cinco días.

 

 

Este lunes el Ministerio Público fundamentó con pruebas suficientes que tanto la propietaria del lugar (Rossmery, 44 años) como su sobrina (Lizeth, 23 años), son con probabilidad autoras de los delitos de Lesiones Graves y Leves e Infanticidio en el Grado de Tentativa, por lo que ordenaron su detención preventiva mientras sigue la investigación. Las mujeres fueron aprehendidas el domingo.

 

Entre las pruebas, la Fiscal a cargo del caso, Carla Barrón, mencionó “certificados médicos forenses de ambas víctimas que revelan las marcas de las agresiones que sufrieron en su humanidad, declaración de testigos“, y otros.

 

Ante las agresiones, la madre de las víctimas presentó la denuncia formal en dependencias de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC) de Warnes que procedió a remitir informe al Ministerio Público para su respectiva investigación.

 

A %d blogueros les gusta esto: